Un agente de policía de Mountain View, en California, detectó la pasada semana que un coche estaba circulando con una velocidad anormalmente reducida.

El agente interceptó el vehículo… pero no llevaba conductor.

35313-620-282

Se trataba de un coche sin conductor desarrollado por Google, que estaba circulando por la localidad que hace de sede de la compañía. El coche iba a 25 millas por hora (40 km/h) en una zona delimitada a 35 mph (56 km/h). Según el agente, el vehículo entorpecía el tráfico.

Según CNN, el agente no pudo multar al coche por no haber conductor a quien notificarle la multa, aunque sí interrogó al pasajero.

La versión oficial de Google es que tienen limitada la velocidad por motivos de seguridad y que el proyecto ha recorrido ya 1,2 millones de millas sin que hayan recibido multa alguna.

20minutos.com

Quizás te pueda interesar:  Juventus ganó y se acerca más al título