Bombardeos de aviones, al parecer rusos y de la coalición internacional liderada por Estados Unidos, mataron este jueves a por lo menos 39 civiles en la provincia siria de Deir Ezzor, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Estos ataques afectaron varias localidades del este de la provincia, según la fuente, donde rusos y la coalición realizan ofensivas distintas contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI).

Varios civiles han muerto en circunstancias similares en los últimos días en esta provincia. Según el OSDH, hay siete niños entre los fallecidos en los bombardeos, que golpearon varios lugares de la provincia, incluida la ciudad de Mayadeen, un bastión del EI.

El ejército sirio lucha actualmente por expulsar al EI de la ciudad de Deir Ezzor, capital de la provincia homónima, tras romper el cerco que los yihadistas impusieron durante dos años sobre los barrios controlados por el régimen en la localidad.

Con el apoyo de la aviación rusa, el ejército y sus aliados han logrado tomar la mitad de la ciudad y tratan de rodear a los combatientes del EI en el resto de la ciudad. El jueves, el OSDH aseguró que el ejército conquistó el suburbio de Al Boghaliya, al norte de la localidad, avanzando hacia la orilla occidental del río Éufrates, que cruza la provincia de Deir Ezzor en diagonal.

Al otro lado del río, las Fuerzas Democráticas Sirias, una alianza kurdo-árabe apoyada por Estados Unidos, también lucha contra combatientes del EI.

Quizás te pueda interesar:  Mañana entra en vigor el nuevo impuesto a la telefonía