La selección de Australia, con tres goles de Mile Jedinak a balón parado, selló su boleto para disputar el Mundial de Rusia-2018 al derrotar este miércoles en Sídney a Honduras (3-1) en la vuelta del repechaje internacional.

Después del empate sin goles en la ida, un triplete de Jedinak en la segunda mitad (54, 72 y 85, los dos últimos de penal) privó a la ‘H’ de acudir a su tercer Mundial consecutivo. El postrero gol del delantero Alberto Elis (90+4), aprovechando un balón suelto en el área, apenas sirvió para maquillar el resultado para los jugadores de Jorge Luis Pinto.

Los ‘Socceroos’, por su parte, vivirán en Rusia su cuarta cita mundialista consecutiva después haber superado dos repechajes. El gigante oceánico es la 31ª selección en sellar su billete para Rusia. En un partido con un fútbol poco vistoso y escasas ocasiones para ambos equipos, el gol que abrió el marcador llegó a balón parado y con el infortunio en contra de los ‘Catrachos’. 

Una falta desde la media luna lanzada por el jugador del Aston Vila, de la segunda división inglesa, Mile Jedinak, tocó en Henry Figueroa, desviando el cuero al fondo de las redes (54).

La ‘H’ acusó el golpe moral, y lejos de lanzarse al ataque a por el gol que les había dado el pase, vio cómo los locales prácticamente cerraban la eliminatoria al convertir el propio Jedinak un penal por mano de Bryan Acosta (72).

El veterano Jedinak, de 33 años, de nuevo desde los once metros, por derribo previo de Wilson Palacios, selló su mágica noche y aseguró para la selección de Ange Postecoglou la quinta presencia en un Mundial de la historia (85).

Honduras, cuarta de la zona de la Concacaf, regresa a casa y deberá esperar al menos cuatro años para ver su nombre entre las selecciones clasificadas para un Mundial.